Noticia


Telefónica corta el patrocinio de Real Madrid, Barcelona y Selección para invertir en contenidos

No son buenos tiempos para las operadoras europeas. Hoy hemos conocido varias noticias de alcance. Sin ir más lejos, Bank of America Merrill Lynch (BofA) rebajó la recomendación de comprar a neutral en Vodafone, cambiando el precio objetivo de 230 a 202 peniques. La cosa no marcha en bolsa mucho mejor para otras como Deutsche Telekom u Orange, con bajadas de más de un 1% o de Telecom Italia con casi un 3% perdido.

Sin embargo, lo más sorprendente es ver el precio de la acción de Telefónica. La operadora cayó ayer un 2,1% hasta los 7,10 euros, pero hoy ha perdido los 7 euros intradía por primera vez. Es su precio más bajo en una década y muestra lo complicado de un sector que tiene que reinventarse para seguir en la cresta de la ola, al menos en el terreno financiero.

Telefónica dejar de patrocinar al Real Madrid, Barcelona y Selección

También conocemos hoy que Telefónica dejará de patrocinar a los dos grandes clubes españoles de fútbol, Real Madrid y Fútbol Club Barcelona, además de a la Selección Española de Fútbol. En el caso de Real Madrid, era connecting partner en un acuerdo por dos años que les reporta a los blancos entre 15 y 20 millones de euros.

En el caso del Barcelona, Telefónica era patrocinador desde 2015 y también partner regional en Latinoamérica. En el caso de la Selección Española de Fútbol, el patrocinio se extendía desde el año 2012 y es otra de las marcas históricas que dejan de patrocinar al combinado nacional.

Rafael Fernández de Alarcón, director global de patrocinios y relaciones institucionales de Telefónica, dejó claro hace unos meses que quieren centrarse en actividades y contenidos más relevantes para sus clientes. La creación de contenido propio o la compra de nuevos contenidos serán ahora actividades más importantes que el patrocinio deportivo.

Con este tipo de medidas la operadora busca ahorrar costes para intentar mejorar sus cuentas. Esto es debido a que el contexto actual es muy complicado y generar mayores beneficios es toda una odisea. El gran desembolso realizado para hacerse con los derechos del fútbol, tanto Champions como LaLiga, hace necesario tomar medidas para asegurar el retorno de la inversión. A todo esto tenemos que sumar la situación de la compañía en América Latina dónde sufre enormemente por el tipo de cambio y la situación de las divisas, especialmente en Argentina y Venezuela.